Sociedad

Caso Fabricio: habló el padrastro

Jhon Aranda fue dado de alta este jueves 22 de junio tras haber permanecido internado durante 15 días por una herida de arma blanca que su hijastro, Fabricio Pírez le propiciara en el cuello. Aranda habló sobre lo ocurrido.

En declaraciones a campociudad.com, el hombre habló sobre su relación con Fabricio, su hijastro, y dio su versión sobre lo ocurrido el pasado 8 de junio en una vivienda del SIAV de Rafael Perazza.

Aranda comenzó diciendo que su relación con el joven era “la mejor, tengo la mejor relación con Fabricio, lo llevé para River en Montevideo a jugar al fútbol, íbamos a buscar trabajo juntos en la papa. Sí, a veces teníamos discusiones, pero como todo el mundo, lo normal”.

El hombre contó que ese día “yo llegue de trabajar, apronté el mate y me quedé ahí. Al rato llegó Fabricio. Lo vi medio mal y me contó del problema con una persona y el calzado. Conociendo a la madre, le dije que fuera a buscarlo así se evitaba un problema con la madre”.

“Vas a tener lío con tu madre al pedo, le dije, él me contestó que no iba porque no tenía en que ir y yo le dije ‘bueno hace lo que quieras'”, indicó.

“Él se va y yo sigo tomando mate, al rato llega la madre y le conté lo que le había pasado a Fabricio. Ahí él volvió y ya vino mal, muy nervioso, le dije que fuera a buscar eso hasta la casa del muchacho, pero no hubo caso, siguió poniéndose nervioso“, relató Aranda.

Y prosiguió, “en eso pasa una moto y pensé que era el muchacho este, le dije de nuevo que fuera a buscarlo para no tener problemas con la madre, pero no. Ahí entra ella, yo lo empujé y le dije ‘correte que va a pasar tu madre’, ese fue mi error, no tenía que empujarlo, fue por inercia”.

Fabricio va para la cocina y lo veo que agarra algo, no vi bien qué había agarrado, le dije ‘vamos a sentarnos tranquilos y hablamos Fabricio’, y ahí empieza a amagarme con el cuchillo, pero no pensé que fuera a hacerme nada“, contó.

Me amaga un par de veces, yo lo empujo y él me clava el cuchillo, no sé que más pasó, yo me desmayé y me desperté acá (en el hospital)” expresó.

Yo no quiero esto para Fabricio, no se merece estar ahí. El gurís no es malo, no es malo. No se merece estar donde está“, sentenció.