Seguridad

Inseguridad: Junta convocará a autoridades

Por unanimidad, la Junta Departamental aprobó anoche convocar a autoridades de Jefatura de Policía, Ministerio Pública y Fiscal y Justicia con el fin de analizar los planes estratégicos y las acciones concretas previstas para San José a fin de combatir la inseguridad reinante.

Fue a instancias de una moción presentada por el Partido Nacional y a la luz de los hechos acaecidos de las últimas horas. El Edil de Alianza Nacional, Gastón Camy dijo que se procurará contar con esas autoridades a la brevedad.

También por unanimidad el deliberativo aprobó otra moción -presentada en este caso por el Frente Amplio- por la cual se insta a la Comisión de Derechos Humanos, Educación y Cultura a generar “espacios de diálogo” con todas las instituciones que, de alguna forma, están vinculadas a la seguridad ciudadana a nivel local.

El Edil del Partido Socialista, Javier Gutiérrez, dijo que la idea es abordar la temática también desde el punto de vista social, convocando a representantes -por ejemplo- del Ministerio de Desarrollo e INAU entre otras instituciones.

El tratamiento del tema fue seguido desde las barras por vecinos del barrio Cementerio, que en los últimos días han protagonizado dos cortes con quema de cubiertas en Av. Herrera.

Si bien inicialmente fueron invitados a ingresar a sala para exponer sobre la problemática de la zona, la posibilidad fue finalmente dejada sin efecto.

El Edil Juan Carlos Alfaro del Frente Amplio dijo que permitirles el ingreso sentaba un antecedente inconveniente para el cuerpo puesto que lo habitual es que las delegaciones de vecinos sean recibidas por las comisiones asesoras.

El hecho causó particular malestar a los vecinos que se retiraron muy molestos el edificio del deliberativo comunal, en el que habían estado desde el inicio de la sesión.

Marianela Diana, vocera del grupo, lamentó en duros términos lo resuelto por los Ediles. “No vinimos a hacerle problema ni a los Ediles ni a la Presidenta” expresó Diana, quien consideró que no había voluntad de escuchar sus reclamos.