Policiales

A la cárcel por hurto

El ahora procesado sin prisión fue hallado responsable de dos hurtos denunciados en el mes de abril; uno de un teléfono celular desde una vivienda, y quinientos pesos y llaves desde otra, ambas ubicadas en San José de Mayo.

Con indicios recogidos en el lugar de los hechos por la Policía Científica, se pudo establecer que no sería ajeno un hombre de 28 años de edad y poseedor de antecedentes penales.

Ubicado e indagado el involucrado, negó las imputaciones en su contra, pero puesto a disposición de la Justicia Letrada de San José ésta decretó el “procesamiento y prisión de Carlos Darío Rosales Inzaurralde, por un delito de hurto especialmente agravado en grado de tentativa y en calidad de autor”.

Carlos Darío Rosales Inzaurralde

Carlos Darío Rosales Inzaurralde

Todos en libertad

Dos hombres de 22 y 19 años de edad respectivamente recuperaron la libertad y un adolescente de 16 años fue entregado a sus responsables.

A todos ellos se los había vinculado con un hurto registrado en la madrugada del pasado domingo en una vivienda ubicada sobre calle San José de Santa Mónica.

Desde ahí se habrían llevado una cama, colchón, una garrafa de 3 Kg., un televisor de 14 pulgadas, frazadas, dos parlantes, entre otros efectos.

Con esos datos y otros surgidos en la investigación, se pudo que no sería ajenos a los hechos dos hombres y un adolescente, allanándose el domicilio de uno de ellos, donde se incautó parte de los efectos hurtados.

Enterada la Justicia Letrada de Libertad fijó audiencia y finalmente se decidió dejar en libertad a los dos mayores de edad y entregar el menor a sus responsables.

Hurto en comercio

Delincuentes se llevaron varias mochilas, camperas y siete mil pesos, entre otros artículos, desde una tienda ubicada sobre Av. Río de la Plata de Playa Pascual.

Los malhechores ingresaron mediante la rotura del vidrio de la puerta. Personal de Policía Científica efectuó el relevamiento correspondiente y continúa investigando.

Entró al baile

La Seccional Séptima de Libertad recibió una denuncia por daños y hurto de varios efectos desde el interior de un local bailable ubicado sobre Camino Mauricio.

Poco después se pudo establecer que no sería ajeno al hecho un adolescente  de 17 años de edad.

Enterada la Justicia Letrada de Libertad fijó audiencia y se espera que en el transcurso de las próximas horas surjan novedades. Mientras tanto el joven fue entregado a sus responsables bajo emplazamiento.